Sáb. Sep 18th, 2021

    Las primeras referencias al sexteo datan de 2005 del periódico Sunday Telegraph,1 y desde entonces se ha constatado su existencia en diversos lugares del mundo, con mayor incidencia inicial en los países anglosajones: Australia, Nueva Zelanda, los Estados Unidos de América, y Reino Unido.

    Una encuesta realizada en 2008 dentro de la campaña estadounidense para la prevención del embarazo entre adolescentes y CosmoGirl.com reveló la rápida extensión de este y otros comportamientos similares online entre los adolescentes. El 22 % de las chicas encuestadas (y el 11 % de las que tenían entre 13 y 16 años) afirmaron haber enviado o publicado electrónicamente fotos de sí mismas desnudas o semidesnudas. El 33 % de los chicos y el 25 % de las chicas dijeron que les había mostrado ese tipo de imágenes privadas. De acuerdo con esta encuesta, los mensajes sexuales eran más comunes que las imágenes, con un 39 % de los chicos que los habían enviado (o publicado en Internet) y el 50 % que los había recibido. Aunque la validez estadística de esta encuesta ha sido puesta en entredicho6 por haber partido de una muestra autoseleccionada, otras encuestas recientes arrojan cifras similares.

     

    Las razones más comunes por las que realizan el sexting son: romance, coqueteo, popularidad, presión por amistades, venganza, intimidación y chantaje según datos del ConnectSafely.

    Aspectos sociológicos

    El sexteo ha sido un aspecto colateral a los avances tecnológicos en comunicación que facilitan nuevas formas de interacción social. Presumiblemente, a lo largo de la historia de los sistemas de comunicación, siempre se han intercambiado mensajes con contenido sexual. No obstante, las Nuevas Tecnologías de la Información y la Comunicación (NTIC) permiten la comunicación mediante imágenes y vídeos, los cuales son intrínsecamente más explícitos y tienen un mayor impacto. El peligro novedoso del sexting es que ese material puede ser difundido de manera muy fácil y amplia, de manera que el remitente inicial pierde totalmente el control sobre la difusión de dichos contenidos.

    “El pedófilo puede convencer en menos de 15 minutos a un adolescente en desnudarse frente a una cámara web por medio del chat”, detalla Eduardo Zepeda Estrada (Director de servicios on line de Damage Control).

    Consecuencias

    Se ha señalado al sexting como causante de ciertas consecuencias imprevistas y graves. Se ha relacionado con situaciones tan embarazosas, tras haberse pasado fotos a terceros, que han conducido al suicidio del remitente original. Asimismo, ha sido señalada como una actividad que puede exponer a los menores de edad al grooming y al ciberacoso, como medio de presión y ridiculización contra la persona fotografiada.

    Aspectos legales o ilegales

    Dependiendo del entorno jurídico de cada país el sexteo puede derivar en problemas legales (incluso penales) de diverso tipo, incluyendo:

    • Producción, posesión y/o distribución de pornografía infantil.
    • Corrupción de menores.
    • Vulneración del derecho al honor y a la propia imagen.
    • Difusión ilícita de datos personales (la imagen es considerada un dato personal).
    • Acoso.
    • Sextorsión.

    Tu aporte es valioso para Informática Forense Colombia

    El Ingreso por Donaciones y Cursos Online Especializados hacen que este tipo de iniciativas tengan tiempo y espacio !

    Mil gracias Informaticaforense.com.co

    HAZ TU DONACIÓN :  US 40  si el monto de tu donación es mayor escribe a contacto@informaticaforense.com.co 

















    Por IFORENSEColombia

    Unicolombia

    Deja una respuesta

    Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

    error: Content is protected !!